León F. Bojalil: evolucionando el cultivo urbano con Granjas Verticales

León F. Bojalil, fundador de Granjas Verticales, vino a cambiar el panorama del consumo de frutas y verduras orgánicas. Su empresa comercializa granjas de cultivo para producir alimentos en tu propia casa. A diferencia de los huertos tradicionales, la granja vertical no necesita de tierra, y tiene un sistema automatizado para que solo debas dedicarle 15 minutos a la semana a su mantenimiento. 

Más que una empresa, Granjas Verticales es un movimiento para hacer a las ciudades autosuficientes. Para que las familias dejen de depender de cultivos remotos de los cuales no tiene la seguridad de cómo se produce lo que comen, y empiecen a producir dentro de las grandes ciudades, con procesos sostenibles y amigables con el medio ambiente. 

Tras cuatro años de fundar la empresa y solo uno de enfocarse en modelos para uso familiar, Granjas Verticales ha vendido 300 granjas y es referente en México de este modelo de cultivo. 

Nuestro chingón de la semana nos platica más sobre esta idea disruptiva que viene a mejorar la industria de la alimentación y nos comparte sus mejores consejos para ser un emprendedor exitoso. 

Sigue en contacto con Granjas Verticales: 

Qué es Granjas Verticales

Granjas Verticales es el nombre que se le da a un enfoque de cultivar plantas de manera vertical, usualmente dentro de las ciudades.

Para lograr esto, se usa el sistema de aeroponia, un derivado de la hidroponía. Ambas tecnologías funcionan a base de agua y minerales. La hidroponía corre el agua de manera horizontal; mientras que la aeroponía -utilizada por Granjas Verticales- cuenta con una pequeña bomba de agua que impulsa los minerales; estos caen y con el movimiento se produce oxígeno para las plantas. 

Las granjas verticales se trabajan desde la década de los 80, cuando nació esta tecnología. Nuestra diferencia es que hemos mejorado el modelo gracias a una asociación con una empresa estadounidense que desarrolló una tecnología más eficiente. Nuestro modelo es resultado de una evolución: todo desarrollo, material, distribución, forma, color ha sido mejorado. 

La empresa inició enfocada a granjas para producción en grandes cantidades, azoteas con muchas granjas produciendo para vender. De un año para acá, ampliamos nuestra visión y creamos un esquema de escalas pequeñas; es decir, modelos para uso familiar, ideales para una casa, restaurante o uso personal.  

Nuestros diseños son ideales para el uso personal o familiar. Caben en un balcón, en un departamento, en cualquier esquina de tu casa. De hecho, el 95% de nuestras ventas son para particulares. 

Ventajas de una granja vertical sobre un huerto tradicional

No estamos peleados con un huerto tradicional de tierra. Los huertos complementan las granjas verticales porque ahí crecen especies que solo crecen en tierra, como las papas o las zanahorias. 

El inconveniente con los huertos es que requieren de mucho esfuerzo, dedicación, conocimiento y técnica. Recuerdo un curso que tomé sobre huertos de tierra. El maestro nos decía: “Le dedicas media hora al día y listo”. Pero con el ritmo de vida que tenemos en las grandes ciudades, ese tiempo es una gran diferencia. Para muchos es imposible. Llegamos cansados de nuestros trabajos, no tenemos un espacio enorme para sembrar, no nos podemos manchar de tierra porque implicaría tiempo perdido en cambiarse nuevamente, etc.

La granja vertical te da una opción para que en vez de dedicarle media hora al día le dediques quince minutos a la semana. 

Es sencillo y automatizado, sin necesidad de hacer grandes sacrificios, obtienes una alimentación más sana. Sabes de dónde vienen tus alimentos, dejas de consumir pesticidas y alimentos genéticamente modificados. 

Otra diferencia es el ciclo cerrado de agua con el que ahorras 90% de agua a comparación de un huerto de tierra.

Si tenemos un problema de escasez de agua y el 70 % del consumo de agua a nivel mundial se ocupa en agricultura, necesitamos repensar la manera en la que producimos alimentos. 

Un ejemplo: una lechuga necesita 70 litros de agua para crecer en un huerto tradicional. En una granja vertical solo necesita siete litros. La diferencia es abismal. Si no lo quieres hacer por ti, por tu salud y alimentación, mínimo hazlo para no acabar con el planeta. 

Consejo para emprendedores

Este es un negocio exitoso, pero no siempre he tenido esa suerte; este es mi sexto emprendimiento. 

Claro que hay emprendedores seriales que todo lo que producen tiene éxito, pero la mayoría de los proyectos mueren en el primer punto de quiebre que enfrenta. Cuando las cosas se complican, y créeme que siempre lo hacen, muchos abandonan. No hay rigor ni fortaleza emocional para seguir. 

Mi recomendación es: aprende a pasar esos momento difíciles. Si logras mantenerte en ese momento, si pasas esa curva inicial, aprenderás a pasar las otras que se te presenten. 

Mi otra recomendación es que no se queden solo con sueños o ideas. Denle rigor a su pasión. Lean, vayan a cursos, vayan a incubadoras de negocio. Aprendan a estructurar su proyecto. 

Consejo que te hubiera gustado saber cuando iniciaste

El accountability. Aprender a rendir cuentas aun cuando no haya nadie detrás de ti, como un jefe, que te lo exija. 

Y darle valores a tu empresa. Antes me preguntaba por qué las empresas tienen valores. Pero ahora sé que es más que palabras en papel; son valores que vives y transmites a tus colaboradores y clientes. 

León F. Bojalil en lo personal

Tres palabras con las que te definas

Soy un buen escucha. Me considero inteligente y divertido. 

Tres libros que recomendarías a los emprendedores

Los tres libros de Yuval Noah Harari: Sapiens, Homo Deus y 21 lecciones para el siglo XXI En ese orden, trata de la historia, el futuro y la actualidad de la humanidad. Habla sobre lo que hemos hecho como humanos y lo que viene. Son libros que te hacen cuestionarte la manera en la que vivimos.  

Start with why por Simon Sinek. En el libro profundiza su Ted Talk sobre la manera en la que los líderes inspiran a la acción. 

Built to sell. Cómo puedes hacer una empresa para después venderla. Y aunque no quieras vender, leer este libro te ayuda a estructurar y crecer tu negocio. Es muy bueno. 

Pasatiempos

Comer (risas). Por ejemplo, en la mañana, me preparo agua caliente, corto hierbabuena de mi huerto y me hago un té. También de mi huerto, me hago un jugo verde. Además, me fascina viajar y estar con mi gente. 

Alguna historia de éxito gracias a Granjas Verticales

Un cliente nos mandó un testimonial que me impactó mucho. Nos dijo que su hija de 14 años tenía un problema de alimentación, no quería comer. Era un problema grave.

Compró la granja para relacionarse de una manera distinta con su hija. El impacto fue tal que a raíz de instalar la granja, de ver crecer sus alimentos y de darle mantenimiento, su hija empezó a comer más, a comer diferente. Gracias a la granja avanzó en sus problemas de alimentación. 

Ese nivel de impacto me llegó. Transformamos la vida de alguien a través de la granja. Y es lo que buscamos hacer con más gente. 

Lema de vida

Disfruta tu vida. No desde un punto de vista “me vale madre” “hago lo que se me antoja”. Al contrario, entendiendo la responsabilidad que tenemos, el impacto que generamos a nuestro alrededor.

Todos generamos un impacto. Pregúntate qué impacto es el que quieres tener en la vida de los demás. 

Sigue en contacto con Granjas Verticales para conocer más sobre su proyecto: 

Conoce más historias de éxito en nuestra sección Chingones

2 Comentarios

    1. chingaledarling

      Hola querida Elena, gracias por escribirnos. Con gusto te comparto sus redes y datos de contacto. 😉

      🌐 https://granjasverticales.com.mx/?v=0b98720dcb2c
      ☎️ 55 6821 9053
      📧 contacto@granjasverticales.com.mx

      En la nota también puedes encontrar los links de sus redes sociales si te resulta más sencillo.

      Espero te sea de utilidad, ojalá nos puedas compartir tu experiencia y nos mandes foto de tu primer platillo con alimentos de tu granja vertical. 🥬🥗🙌🏻🤩 Abrazo cariñoso. 💪🏻💗

Deja un comentario